Comedores Sociales

Remar a través de más de 110 comedores sociales, son atendidos por voluntarios más de 13.600 personas sin recursos, donde se les brinda alimentos y sustento a las personas más desfavorecidas de la sociedad.

Remar no puede permanecer impasible ante el hambre que existe en algunos países caracterizados por la miseria y extrema pobreza. A través de Comedores Sociales brinda asistencia alimentaria a las personas más desfavorecidas de la sociedad: ancianos, niños, presos, etc.  Este programa surgió para intentar atenuar el grave problema que sufren muchas personas que se ven sin comida, con carencia de alimentos, que causan desnutriciones en niños que terminan con sus vidas.

Comedor Social Por el Mundo

En Burkina Faso el hambre y la miseria se convierten en los peores enemigos de los habitantes. Así que se construyeron comedores sociales en los lugares donde más se necesitaban. En Ghana se ha dedicado un comedor para niños disminuidos y otro comedor para 200 niños. En Sudamérica, tenemos Comedores Sociales en los países de Argentina, Uruguay, Colombia, Perú, Ecuador, Brasil, Chile, donde se da de comer diariamente a ancianos, mujeres y niños de la calle que acuden a ellos. En Europa, tenemos Comedores Sociales en España, en el Renio Unido y en Holanda. Seguiremos abriendo comedores sociales por todo el mundo con la ayuda de Dios.

 

Sin embargo, es a los niños a quienes la asociación presta mayor atención. Países como Perú o Ecuador, ven correr por sus calles diariamente a niños desnutridos que no tienen un trozo de pan con el que comer; familias enteras tienen que salir a la calle a practicar la mendicidad para poder subsistir día a día. Muchos de esos niños se ven obligados a introducirse en la delincuencia debido a las circunstancias para poder llevar algún alimento a sus casas.  Por esta razón, la labor que realizamos a través de comedores, ayuda a estos colectivos, siendo un canal de prevención de males mayores.

Así la Asociación realiza campañas de información, recogida de alimentos, ropas, y demás materiales necesarios durante todo el año. Gracias a estas campañas hemos conseguido enviar varios cargamentos de alimentos a los lugares más necesitados con la colaboración de otras Asociaciones benéficas. Además son varias las personas que viéndose identificadas con la causa decidieron irse de misiones y poder desarrollar esta labor allí donde se les necesita sin importarles las carencias que ellos mismos soportarían. Actualmente contamos con un amplio número de personas en misiones por todo el mundo.

No sólo es importante destacar la labor de los misioneros sino también la de todos aquellos voluntarios que aun no saliendo de su país de origen han decidido colaborar con nuestra causa ayudando a organizar esta labor. Aparte de todos estos comedores sociales, la Asociación hace frente a la manutención de la totalidad de las personas internas en nuestros centros así como su alojamiento.

 

Revista Mensual: